Somos millones en esta isla errónea y apenas alguno sabe que llevamos vidas de náufrago

martes, 22 de julio de 2014

Artsakh

Decir Nagorno Karabakh es remontarse a otra época en la que éramos jóvenes y las guerras se disputaban en territorios cercanos a la leyenda o al sueño. En otros patios más allá de nuestro entendimiento. Hoy, la etérea república de Artsakh (Nagorno Karabakh) sigue en el mismo terreno de nadie (en disputa de todos), una indeterminación jurídica, ahora sin guerra, justo en el horizonte que quiebran las montañas.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Tremenda foto...
Hugo

MCH dijo...

¡Hombre, Hugo!, ya te echaba yo de menos. Tanto guasap, tanto guasap...
Gracias, a mí también me gusta. Lo cierto es que fue una tarde mágica, al regreso a Armenia desde Nagorno Karabakh. Por la luz y por el mogollón de aves rapaces que cruzaron ante nosotros. Ya sabes: ¡pajarinianos!