Somos millones en esta isla errónea y apenas alguno sabe que llevamos vidas de náufrago

domingo, 25 de diciembre de 2011

Mañana de Navidad

Si hay algo que me gusta de la Navidad, entre tanto dislate sentimental y tanto suicidio comercial, es la mañana del día 25. Ese espacio de salvación en el que los naúfragos nos encontramos, asombrados de haber sobrevivido a las tormentas de la noche buena mientras nos preparamos convenientemente para los ciclones de los días malos que quedan por venir.

1 comentario:

lagarto de Alberta dijo...

Pues tiene suerte, en realidad si saca partido al evento es que no esta del todo preparado.Me recuerda a la frase de un albertosaurus (pariente del T-REX) que una mañana de hace 65 millones de años pensó:-"Hoy va a hacer calor"