Somos millones en esta isla errónea y apenas alguno sabe que llevamos vidas de náufrago

domingo, 11 de diciembre de 2011

Paso de lobos

Nos acercamos al norte de Zamora en busca de lobos, pero lobos no vimos.
Ayer tarde, lluvia y frío y larga y paciente espera tuvimos.
Ciervos y mastines en la llanura.
Pero lobos, lo que se dice lobos, no vimos.
Tal vez alguna sombra de lobos en nuestros ojos.
Pero lobos no vimos.
Pernoctamos en Villardeciervos tras partida de tute, opípara cena y un clásico del balompié patrio en el que triunfa el que más hace por ganar.
Por la mañana oscuridad y frío y niebla y frío. Y larga y paciente espera en el paso de los lobos.
Pero lobos no vimos.
Muchos ciervos con sus cuernas y otra vez un fugaz espíritu de lobo saltando los escajos.

Pero lobos, lobos, no vimos.

7 comentarios:

Anónimo dijo...

Lobos de dos patas no visteis, pero de cuatro...........si que abundan..........claro, que estos hace tiempo que moran en la gran ciudad.......BESOS PATA TODOS LOS QUE COMPARTIMOS ESTE ESPACIO DE ENCUENTRO Y FELIZ NAVIDAD
Raquel

Camino dijo...

"...Tal vez alguna sombra de lobos en nuestros ojos..."
¡qué grande eres Mariano!
Y ahora ¿cómo volvemos a mirarnos? espera, ya sé...con orgullo y gallardía.
Sea pues.

MCH dijo...

Hola Raquel: Pues besos también. Y que venga la Navidad cuanto antes. Y sobre todo que pase...

MCH dijo...

Hola Cami: Pues tú no sé. Pero yo tengo intención de seguir mirándote con la misma ternura de siempre.
O sea, "entregao"

Anónimo dijo...

He metido la "pata" como siempre que ando con prisas, quería decir que los lobos de 2 patas son los que se han ido a la ciudad, a los pobres de 4 patas los tenemos acorralados en su propia casa.
BESOS.Raquel

Sibreve dijo...

Pues hoy me han dado la triste noticia de que la navidad llegará sin caracoles. Vamos, que como si no llegara...

MCH dijo...

Bueno Hugo. Será necesario que nuestro paladar se entretenga en otros placeres. Los caracoles,ciertamente,tienen su complicación, así que habrá que liberar a nuestras respectivas y hacer un cursillo acelerado para el próximo año.