Somos millones en esta isla errónea y apenas alguno sabe que llevamos vidas de náufrago

miércoles, 21 de septiembre de 2011

Un lugar muy lejano

Pernambuco, Las Quimbambas, El Congo Belga, Tombuctú, Matapolculo del Toboso (según Sol), Villadiego, El Quinto Pino.
O sea, más o menos donde Cristo dio las tres voces.

Ahí mismo.

2 comentarios:

josé maría dijo...

Y también la Cochinchina.

MCH dijo...

También la Conchinchina.
Por cierto, que no puedo entrar a hacer comentarios en tu blog (algo relacionado con el email de google, un lugar lejano a mis conocimientos y mi paciencia), pero me gustaría decirte, en referencia a la lata de chivo, o castrón, que el secreto sin duda alguna estriba en la compañía. Por ello, basten estas líneas para agradecer aquella velada desde este extremo peninsular.
Abrazos.