Somos millones en esta isla errónea y apenas alguno sabe que llevamos vidas de náufrago

sábado, 21 de diciembre de 2013

Aquí empieza a oler demasiado a sacristía


Ya ven, a mí me parece bien que curas, curones y gallardones no aborten si no quieren.

No hay comentarios: